sábado, 16 de febrero de 2008

EL CLUB DE LA MEMORIA (FINALISTA DEL PREMIO NADAL 2008)


El Club de la Memoria es una novela sobre el exilio, sobre la amistad y también sobre la memoria como salvación.

Es una historia que comienza en los años de las Misiones Pedagógicas, en ese hermoso pero truncado proyecto de la España republicana en el que se intentó salvar a la España pobre, miserable y atrasada a través de la cultura. En aquel tiempo, unos jóvenes vivirán la época feliz de la juventud y crearán un pacto de amistad para formar un curioso Club de la Memoria. Pero el viento sucio y malo de la Historia, como diría Salinas, los dispersará por el mundo.

Es una novela que aborda la tragedia estremecedora de los exiliados, esos personajes borrados de su mundo y de su época, obsesionados con el regreso imposible a lo que perdieron. Y es una novela sobre ciudades convertidas en refugio de la memoria, en ciudades del destierro como Toulouse, París, Berlín, Dresde o México.

Es una historia del pasado, pero contada desde un presente en el que se asiste, a través de varias voces de la memoria –diarios, autobiografías, epistolarios-, a la reconstrucción de la insólita historia del Club de la Memoria arrasado por el olvido, la traición, las imposturas, los amores truncados, la soledad y la muerte.

Esta novela está dedicada a los exiliados y es también una reivindicación de esa España del exilio, de esa España que no pudo ser, de esa España olvidada cuyo legado –una auténtica exiliatura- no ha sido incorporada de forma definitiva a la historia de nuestra cultura. Una España a la que quizás sólo podamos salvar por medio de la memoria.

23 comentarios:

Más claro, agua dijo...

Querida Eva, me tienes enganchado y arruinado. Enganchado porque no puedo dejar de leer las historias de tus personajes... Y arruinado porque ya he regalado el libro a cinco personas :-)

EVA DÍAZ PÉREZ dijo...

Gracias, querido Eduardo. El jueves 21 a las 20,00 lo presentamos en la fundación José Manuel Lara (Calle Fabiola 5). Si te apetece pasarte me encantará darte las gracias allí.
Un abrazo

Más claro, agua dijo...

Como diría Rajoy: "No le quepa la menor duda" de que allí estaré :-) Y las gracias te las tendré que dar yo a ti por todo lo que esto disfrutando con tu libro ;-)

Cristina dijo...

Eva, estoy deseando devorar este libro, que ya tengo en mi mesilla esperando su turno, con la misma ansiedad que devoré los anteriores. Supiste transportarme al terrible mundo de la Inquisición con la misma destreza que tiempo después me paseé por Sevilla del brazo de los Hijos del Mediodía. Enhorabuena, de Cristina Pérez-Aguilera

ONDA dijo...

Estimada Eva:
Me gustaria conocer las referencias que haces de Adriano del Valle en Hijos de Mediodia para si son de mi agrado comprar el libro, ya que no me gustaría tener un libro que no hablara bien de mi querido abuelo materno.
He intentado hojearlo en Madrid pero no lo en cuentro, pese a que lo pregunto en todas las librerias.
Sabrás mucho de él, yo me empece a interesar después de fallecer mi madre (cosas de la vida) He escrito un artículo sobre el en la revista sevillana el siglo que viene.
Tengos sus obras a falta del mitico Primavera Portátil (paris 1934) y la Innombrable (Malaga 1955).
Un saludo muy afectuoso de ONDA
(octavo nieto de adriano)

EVA DÍAZ PÉREZ dijo...

Qué magnífico tener lectores fieles como tú. Espero que "El Club de la Memoria" también te interese. Te advierto que si en los anteriores el escenario era Sevilla, en éste el 'paseo' es mayor: Madrid, Toledo, Toulouse, Berlín, Dresde, París y México D.F. El viaje en el tiempo es a través de todo el siglo XX.
Saludos

EVA DÍAZ PÉREZ dijo...

Estimado ONDA:
Muchas gracias por tu curiosidad. La verdad es que Adriano del Valle es un autor que me interesa muchísimo. Es cierto que lo incluyo como personaje en mi novela "Hijos del Mediodía". Aparece en un capítulo, el día en el que Luis Cernuda, Fernando Villalón y él acudieron a despedirlo a la estación. En la novela incluyo incluso la fotografía que se hicieron en la Plaza de la Magdalena. "Hijos del Mediodía" aborda la historia del grupo "Mediodía", revista posterior a "Grecia" donde Adriano sí tuvo más participación. Te diré que Adriano sale bien parado en mi novela, porque sirve como punto de unión con el pasado, como un personaje que recuerda el tiempo de las vanguardias salvajes frente a los poetas más modositos de "Mediodía" que, en cierto modo, representaban la vanguardia de orden. Comprendo tus reservas, pero si lees la novela, verás que sale indemne de las recreaciones más gamberras y grotescas que sí hago con otros personajes. De todos modos, el tiempo y la distancia nos hace verlos como personajes literarios, como criaturas novelescas y en esta novela intenté bajar del pedestal -con sana ironía- a los mitos de nuestra literatura.
El libro se publicó en 2006 y, a pesar de que las obras duran poco en las librerías por la dichosa manía de centrarse sólo en las novedades, sí que he visto ejemplares en algunos establecimientos.
Saludos

ONDA dijo...

Estimada Eva:

Creo que la foto es de Plaza Nueva, aparece cortada (imperdonable) en la portada del libro telefonia celeste que edito mi tio en el 2002 sobre Adriano y Villalón, relación muy fecunda como lo demuestra según me cuentas tu libro, si no lo tienes te lo mandaré como digas o te lo entrego personalmente si vienes por Madrid y tienes un hueco; también te daré otro mejor editado del 95 sobre la exposición con motivo de su centenario.
Atte.

Nacho Montoto dijo...

Muy buena novela señorita.
Ciertamente intentesante.

Saludos.

ONDA dijo...

Estimada Eva

Conseguí y leí por fin tu Novela Hijos del Mediodía y me alegré por su considerable grosor.

La leí con mucho interés.

Por lo que respecta al pasaje en que aparece mi abuelo Adriano del Valle, he de decirte, que te agradezo la introducción sobre su destacado, y es verdad, papel en las vanguardias y concretamente en la revista Grecia, como cofundador y Redactor Jefe y máximo responsable de su fructífera trayectoria.

Pero debo discrepara en esa supuesto enfrentamiento con los miembros de Mediodía; no sólo fue un colaborador destacado (uno de los dos Cuadernos de Poesía se lo dedican a Adriano del Valle, magnífico ejemplar con dibujos de José Caballero, y su extensa participación en los dos únicos suplementos "Arenal de Sevilla") que supongo conoceras, sino que fue amigo, muy amigo de todos ellos.

La fundación de Papel de Aleluyas no es manifestació, creo de ese enfrentamiento, pese a los comentarios que hiciera Villalón.

Eduardo Llosent era íntimo, y el resto muy amigos.

Lo digo porque el lector se queda con el dato de que prácticamente no se podían ni ver y eso no es cierto.

Dices además que mi abuelo como representante de maquinaria agrícola es verdad de la empresa Ajuria, S.A la más importante del país, viajaba mucho, es cierto. Pero eso de que se hospedaba en "pensiones y cuartuchos de alquiler pero pedía prestados esos papeles de delicado polvo de arroz para aparentar su literatura cosmopolita". Cualquier lector que no conozca a Adriano se quedará con la idea de que era un presuntuoso; todo lo contrario de lo que era mi abuelo , que como sabrás renunció por ejemplo al puesto que le ofreció Pemán en la Real Academia cuando murió Manuel Machado.

"Y aquellos poemas revueltos en la camisa y calcetines sucios". Te agradezco que califiques los poemas de exquisitos, pero de nuevo el lector se quedará con la idea de que Adriano sería un descuidado.

Como supongo que los datos los habrás interpretado de la carta que le escribe a D´Ors cuando le envía el manuscrito de Primavera Portátil, lo que le hace es con una prosa muy bella, una metáfora con su envío con una valija, en la que el receptor, tiene que imaginar, que esos poemas son fruto de sus numerosos viajes, en hoteles de segundo orden - no pensiones ni cuartuchos de alquiler- por lo ancho y largo de la geografía; y como su poesía es fruto de esos viajes, por eso enumera temas de esos poemas, entre una maquinilla de afeitar, etc, pero tus líneas sin ese contexto necesario, no sólo le quita interés, sino que daña al personaje descrito.

Todo esto partiendo claro está de que el libro es una novela, pero al incluir un personaje real, creo que se deben incluir los datos más verosímiles, sin aproximaciones.

Aunque ni Primo de Rivera, ni Alfonso XIII son santos de mi devoción creo que lo que dices de ellos es algo más que grotesco, salvo de de ellos dispongas de los datos que te llevan a describirlos de esa manera.

Querida Eva no consideres esto como una ofensa personal, sino como un deseo de un nieto de un gran poeta español, que en la actualidad por poco conocido, quiere recuperar con la mayor dignidad posible la Memoria de su abuelo, al que por no conocer, quiere en la ausencia todavía más si cabe.

Por lo demás creo que Villalón está muy bien cogido; una de sus frases por cierto es de mi abuelo de su conferencia Telefonía Celeste cuando Villalón ya había muerto. Los poetas de la revista Mediódía aparecen como muy supérfluos; sus cenas efectivamente cachondísimas no son suficientes para que el lector se quede con esa imagen sólo como de niños de papá privilegiados.

Por lo demás la trama me parece muy buena, tus descripciones de Sevilla invitan a cualquiera a visitar aunque sea ahora esa maravillosa ciudad.

Tus descripciones en general son muy buenas y en los díálogos es donde no lo son tanto.

Perdona esta intromisión y aquí me tienes si necesitaras saber algo de Adriano en lo que yo te pueda ayudar, directa o indirectamente. Un fuerte abrazo.

Anónimo dijo...

Eva, perdóname no haber estado en Málaga ayer. lo siento. ando por Madrid trs los pasos de Ruano.. SOy Jesús Nieto

Anónimo dijo...

Hola Eva, en mis manos está "La
Andalucía del exilio" tengo tristeza, emoción y muchas ganas de leerlo.





Ciro

David Padilla dijo...

Hola Eva,soy David Padilla,nos conocimos en Granada presentados por nuestro amigo Manuel Mateo.
Me encantó la presentación del club de la memoria,aún fantaseo con el exilio Lorquiano.
Te remito mi blog de pinturas invitandote a pasear por mis miradas. saludos www.estudiodavidpadilla.blogspot.com

universitaria_italiana dijo...

queridas Eva, soy una estudiante universitaria italiana, y estoy traduciendo algunos capitulos de El Club de la Medoria. pero estan algunas palabras que no he entendido, puedes ayudarme?

estas son las palabras: cara de hambre(pagina 13); biografia de cenizas (pagina 13); carcunda (pagina 19);murillo (pagina 21).
muchas gracias de su ayuda.
Francesca

EVA DÍAZ PÉREZ dijo...

Querida amiga:
En primer lugar, muchas gracias por tu interés y curiosidad en traducir algunos capítulos de la novela. Espero poder ayudarte.
1. Pág. 13: "cara de hambre". Se refiere a un rostro de alguien hambriento, que no ha comido en mucho tiempo y, por lo tanto, en las líneas de la cara se ha quedado el gesto de tener hambre.
2. Pág. 13: "biografía de cenizas". Es una forma de describir una vida triste y miserable, como dibujada sólo por un rastro de ceniza, de ruina, de polvo.
3. Pág. 19: "carcunda". Se refiere a una persona o personas que tienen actitudes retrógradas, reaccionarias, anticuadas. En este caso, es una definición del ambiente oficial que existía en la España de Franco.
4. Pág. 21: "murillo". Me refiero a un cuadro del pintor Murillo. Cuando se alude a la obra sin especificar de un autor va en minúscula. Por ejemplo, un picasso, un zurbarán, un velázquez.
Espero haberte ayudado. Si tienes más dudas, dímelo e intentaré aclarártelo.
Por cierto, ¿se trata de un trabajo de clase? Y ya por curiosidad, ¿lo has elegido tú libremente?
En ese caso, te reitero mi agradecimiento por la elección.

Saludos
Eva Díaz Pérez

Anónimo dijo...

Eva : Te he leído por primera vez en el Club de la Memoria y estoy muy contenta de haberte descubierto. A mi tambien me gusta husmear en archivos y antiguos legajos, aunque los tres libritos que tengo publicados son de antropología, producto del trabajo de campo,con el que estoy ahora me hace buzear en archivos y bibliotecas.
Si alguna vez vienes por Granada de presentación o lo que fuere, me gustaría encontrarte. Un abrazo. Angela

universitaria_italiana dijo...

hola eva, estoy aun leyendo tu libro y he encontrado una palabra que no he entendido...
que son los infiernillos (pag 37 del libro), he buscato la definicion en el diccionario pero no he entendido su significado en el contesto del libro. puedes ayudarme
gracias
Francesca

ana dijo...

el infiernillo esun artilugio que a base de alcohol servíapara calentar sobre todo alimentos.

EVA DÍAZ PÉREZ dijo...

Estimada Francesca:
Te envié una respuesta a tu duda sobre la palabra infiernillo. No sé si la habrás visto. Ana, en un comentario a tu post, aporta un significado sobre la palabra "infiernillo", pero lo cierto es que no me refiero a esa acepción en la novela sino al lugar que existía en las bibliotecas monacales donde se colocaban los libros prohibidos, las obras condenadas en el Índice de volúmenes heréticos que dictaba la Inquisición. Sólo tenían acceso al lugar algunos monjes, por eso era un lugar oculto, escondido. La razón de albergar libros prohibidos era clara: para refutar a los herejes hay que leerlos. En el contexto de la novela hablo de cómo durante la guerra se rescataron muchos libros de las biliotecas de los monasterios para llevarlas a la Biblioteca Nacional y que la gente pudiera leerlos. Eso era especialmente importante sobre todo en el caso de los libros ocultos durante siglos en los "infiernillos".
Un saludo
Eva Díaz Pérez

ana dijo...

Perdonadme ambas, Eva y Francesca. A tí Francesca porque confieso que se me fué el santo al cielo y aunque lo pensé sólo publiqué el concepto que viene en el diccionario y a tí Eva por no habérselo explicado correctamente a ella.
Saludos...Ana

universitaria_italiana dijo...

pardone Eva, una ultima pregunta, donde has encontrado la frase de Nietzsche? en qualquier libro suyo? qual es el titulo???

gracias
Francesca

irlandesa dijo...

Hola Eva,

Soy estudiante irlandesa y mi tesis doctoral se trata (en breve) de las autoras espanolas contemporáneas, especificamente cuyas novelas representan la memoria de la guerra y del régimen.

Por supuesto, usted y El club de la memoria figuran en la obra. Sobre la obra en general ?algún día sería posible acordar una entrevista? O sea, podría mandarle preguntas por email y quizá usted pueda responder cuando tiene tiempo?

De momento estoy preparando una ponencia (para una conferencia sobre la literatura comparada, que tendrá lugar aquí en Irlanda) en la que presentaré un análisis de su novela. En esta propongo que se utiliza varios elementos del género de 'misterio' (o sea elementos de la 'novela problema') para recuperar y representar un pasado silenciado. Proponiendo que se puede interpretar su protagonista como una 'detective privada', diría que por el medio del misterio central (la foto) rescata un pasado 'desconocido'. Es decir, el pasado se recupera como consecuencia de la investigación principal. Bueno, es difícil explicarlo en un blog tan pequenito pero eso es más o menos lo que pretendo discutir con detalle en la ponencia (con referencia a algunos novelas clásicas del género también).

Ahora, la razón por la que ahora estoy escribiendo: es que, El club de la memoria es claramente reconocido como 'novela de la memoria', 'novela histórica' etc. y desde este perspectivo puro ya he hecho lectura minuciosa; pero, pienso que analizandola desde el perspectivo de la utilización de las convenciones del género de 'misterio' se ofrecería otra perspectiva y es una manera distinta de leer e interpretarla; bueno, lo que quería saber es, ¿usted consideraría su novela dentro del paradigma que he propuesto yo? O/y, ¿cuándo escribió El Club, era este género una de sus influencias o consideró los 'elementos del misterio' importantes en la construcción de la narrativa?

Gracias por adelantado.

Espero su respuesta impacientemente,

Aisling O'Connor

EVA DÍAZ PÉREZ dijo...

Estimada Irlandesa:

¿Me podrías dar un correo para comunicarte contigo y poder responder a tus preguntas? Mi correo personal es eva.diaz@elmundo.es

SAludos y gracias por tu interés
Eva Díaz Pérez